Nuestro proyecto


Nuestro centro cuenta con un proyecto educativo propio, muy ambicioso e innovador; donde procuramos un trato cercano con las familias y los niños y damos prioridad a una atención educativa de calidad.

Basamos nuestra metodología educativa en el aprendizaje a través de la experiencia, el juego y la imaginación, respetando los ritmos naturales y los intereses del niño. Nos planteamos como objetivo fundamental un óptimo desarrollo afectivo, emocional, psicosocial y físico que favorezca su adecuada capacidad de adaptación al futuro.





 




Aprenden

La curiosidad se transforma en conocimiento porque los niños construyen su propio aprendizaje interactuando y experimentando de forma lúdica con el mundo que les rodea.






A través de una metodología global, activa, participativa y centrada en sus intereses, tratamos de crear espacios de aprendizaje, convivencia y respeto hacia las diferencias sociales y culturales, en los cuales tomen conciencia de su propio cuerpo y sus posibilidades, respecto tanto a su autonomía personal como a su grupo de iguales.






 

Cerca de las familias


Desde el ciclo de educación infantil, os acompañamos en la crianza de los pequeños. Además de atender sus necesidades básicas, ofrecemos a los niños la oportunidad de participar en un contexto social distinto al de sus familias.



Hacia la autonomía


Los niños serán capaces de realizar numerosas tareas y actividades por sí mismos, con seguridad y una autoestima saludable, gracias al trabajo diario de rutinas y hábitos en ámbitos como la alimentación, la higiene, la vestimenta o la vida social.



Una vida saludable


Fomentamos los hábitos adecuados en la alimentación y la actividad física de los niños para que aprendan a disfrutar de la vida con energía, bienestar y salud; inculcándoles los valores necesarios para que desarrollen un estilo de vida saludable que favorezca su desarrollo integral.